Seleccionar página

Hoy en Furauto nos vamos de ruta por Sierra Calderona. Este inmenso Parque Natural es perfecto para escapadas familiares ya que sus caminos y senderos no revisten una especial dificultad a pesar de tratarse de una zona de montaña. ¡Comienza la aventura!
Las vacaciones navideñas han quedado atrás pero eso no significa que tangas que renunciar a pasar un fin de semana especial con los tuyos. Y afortunadamente siempre puedes reservar tu coche de alquiler para ir a Valencia o moverte por sus alrededores. Ten en cuenta que necesitarás un medio de transporte puesto que el Parque de Sierra Calderona se encuentra a 30 kilómetros de la capital valenciana.
El tamaño de Sierra Calderona Impresiona incluso sobre el papel. Se trata nada más y nada menos que de una zona de 18.000 hectáreas que divide las cuencas de los ríos Palancia y Turia. Vamos, que tanto Valencia como Castellón pueden sentirse orgullosos de tener este parque como parte de su territorio.
A estas alturas seguro que estás deseando subirte a tu coche así que vamos a indicarte brevemente los pasos a seguir en tu ruta por Sierra Calderona. Para empezar deberás ir de Valencia a Serra. Son sólo 34 km por carretera y ya desde ahí tendrás que dirigirte a Torres- Torres. Una vez que estés en la CV-310 ten cuidado de no pasarte el desvío de Barraix / Garbí / Segart.
EA estas alturas del viaje el aparcamiento no será un problema. Puede ser un momento estupendo para bajarte del coche y empezar la caminata si es que vienes con la idea de practicar algo de senderismo.
Como sabemos que la idea de alejarte demasiado de tu vehículo resulta poco atractiva te recomendamos un paseo de apenas kilómetro y medio que se puede recorrer en unos tres cuartos de hora. El destino no es otro que el mirador del pico del Garbí. Esta elevación se sitúa en la localidad de Estivella, más al menos a unos 601 metros por encima del nivel del mar.
¡El mirador que hay aquí es realmente espectacular y no te lo puedes perder! En los días en los que el buen tiempo lo permite desde el Garbí se pueden ver el Golfo de Valencia, l’Albufera e incluso las Islas Columbretes, hacía Castellón.
Pero como ya indicamos al principio no debes desesperar si viajas con niños pequeños. El parque está por debajo de los 1.000 metros de altitud y no es necesario hacer alpinismo ni nada parecido para disfrutar del paisaje en todo su esplendor.
Por lo que respecta a la vegetación de este lugar, el pino rodeno y el madroño son los reyes indiscutibles. En cuanto a los animales más impresionantes con los que te puedes cruzar destacan las águilas y los gavilanes.
Cerca del mirador del Garbí se levanta la Ermita de la Santa Creu pero tristemente la antigua construcción del año 1787 no ha sobrevivido y un edificio más moderno ocupa su lugar. Este puede ser un buen punto final para nuestra ruta por Sierra Calderona porque en las cercanías hay un área de descanso en la que los niños pueden divertirse y los adultos tomarse un respiro. ¿Se te ocurre un plan mejor para este fin de semana?