Seleccionar página

En los viajes por carretera saber cómo colocar el equipaje en el coche no es sólo cuestión de espacio. Tu seguridad al volante también está en juego así que desde el equipo de Furauto queremos darte algunos consejos para que disfrutes tus próximas vacaciones sin incidentes.
Con la llegada del verano poco a poco empezamos a plantearnos posibles destinos para un merecido descanso. Afortunadamente, en España hay muchos sitios en los que divertirse y alejarse unos días del calor. Desde las playas de Bolonia hasta las piscinas naturales de Cercedilla las posibilidades son múltiples y variadas.
Pero más allá del lugar al que te dirijas es importante que prestes atención a la manera en la que distribuye tus maletas. Querer ir con la casa a cuestas es muy habitual y muchas veces no nos detenemos a pensar en los inconvenientes o el peligro que supone conducir con tantas cosas en el maletero e incluso en los asientos.
Si te detienes a pensarlo un segundo no será ninguna sorpresa descubrir que la suspensión de tu vehículo sufre por el exceso de peso. Por otro lado, aumenta la distancia de frenado y además sistemas como el ESP pueden tener dificultades para mantener la estabilidad del coche.
Y todavía no hemos hablado de la visibilidad. Si los bultos que llevas contigo no están bien sujetos es normal que se muevan de un lado a otro y acaben obstaculizando tu visión al tapar la luna trasera, por ejemplo.
Para que nada de esto pase veamos algunos consejos prácticos:

  • Lleva únicamente lo que necesites: Esto parece bastante obvio pero cuándo nos vamos de viaje siempre metemos un pantalón de más por si acaso o guardamos productos de alimentación o higiene que en realidad no son imprescindibles y podrían comprarse al llegar a destino.
    Gastar un poco más en el servicio de lavandería de un hotel o poner una lavadora en tu apartamento vacacional supone poco tiempo. Si dejas ropa innecesaria en casa el eso que ha de soportar tu coche se reducirá facilitándote la conducción.
  • Distribuye bien la carga: Vamos, que no pongas más maletas en uno de los lados del coche, por ejemplo. Los objetos más pesados deben ir al fondo y luego tendrás que ir poniendo el resto de tus cosas rellenado los huecos, por así decir. Al final, tu equipaje ha de parecer una sola pieza. ¡Espero que te gusten los puzzles!
  • Usa los cinturones traseros: Si viajas sólo o en pareja puedes aprovechar los asientos de atrás para poner equipaje. Te recomendamos que recurras a esta opción sólo si es estrictamente imprescindible. El equipaje va mejor en el maletero.
    En caso de que tengas que colocar algún bulto en el asiento trasero no olvides utilizar los cinturones de seguridad para fijar la posición de las maletas o bolsas. De este modo, no tendrás que preocuparte de que tus cosas se conviertan en peligrosos proyectiles si te ves obligado a realizar una maniobra brusca.
  • Instala una baca en el coche: Cofres grandes o tablas de surf son objetos difíciles de acomodar en el interior de tu coche. Utilizar una baca y sujetar la carga con correas es la mejor alternativa para que tanto la estabilidad del automóvil como tu visibilidad al volante no se vean afectadas.
    Tómate tu tiempo para realizar esta operación y no arranques el motor hasta no estar convencido de que es imposible que las cosas que has puesto en la baca se suelten cuando estés en medio de la carretera. Salir media hora más tarde merece la pena por tu seguridad y la de los tuyos.

En definitiva, cómo colocar el equipaje en el coche es importante. No vale con arrojar las maletas al interior del automóvil de cualquier manera y por supuesto hay que ser conscientes de las limitaciones de espacio y de carga de nuestro coche. ¡Viaja cómodo y seguro!