Seleccionar página

Si tienes un coche con más de diez años seguramente te interesará conocer las claves para tenerlo siempre a punto y así evitar posibles sanciones. No olvides que los vehículos con cierta antigüedad suelen estar involucrados con mayor frecuencia en accidentes de tráfico. ¡El mantenimiento es clave!
Por desgracia, cambiar de vehículo cuándo este alcanza o suèra la barrera de los diez años no siempre es posible. Algunas economías familiares no son capaces de soportar un gasto tan grande y se ven obligadas a seguir conduciendo el mismo coche. Si ese es tu caso, no te preocupes porque no estás sólo.
Por supuesto en Furauto siempre ponemos a tu disposición nuestros coches de alquiler para tus desplazamientos por ciudad o carretera pero sabemos que nada puede sustituir a la comodidad de tener tu propio coche cuándo se trata de cubrir tus necesidades de transporte del día a día.
Esta es la razón de que nos hayamos decidido a darte estos prácticos consejos de mantenimiento. Que tu coche tenga una década no es excusa para conducir sin las debidas garnatías de maniobrabilidad y funcionamiento.
A ver, una obviedad. Someter tu coche a la ITV es una manera excelente de asegurarte de que éste cumple con los requisitos exigidos para circular libremente y sin problemas. Pero si quieres ahorrarte el trago de no conseguir el famoso sello al primer intento más vale que hayas hecho antes los deberes en el taller. ¡Veamos en qué has de fijarte!

  • Los neumáticos: Ya hemos hablado en numerosas ocasiones de todo lo que tiene que ver con el mantenimiento de los neumáticos en buen estado. Para refrescarte la memoria diremos que la ley exige que el dibujo de la rueda no ha de ser inferior a 1,6 milímetros. ¡Acuérdate del truco de la moneda de euro! Si al introducir esta moneda en las ranuras del dibujo puedes ver la parte dorada es que hay que cambiar los neumáticos.
  • Revisa los faros: En condiciones de baja visibilidad no podríamos conducir sin ellos. Por eso es tan importante que no dejes para otro día eso de cambiar una bombilla fundida por otra nueva o que compruebes la potencia de los faros del coche.
  • Comprueba el estado de la matrícula: Este consejo puede resultar sorprendente dado que no hace referencia a ningún componente mecánico del coche. Piensa que si tu matrícula está deteriorada y no se lee correctamente as autoridades pueden quitarte puntos del carnet además de sancionarte con la correspondiente multa. ¡Estar identificado en todo momento es una obligación!

Evidentemente, hay otros aspectos que pueden influir en el estado de un coche con más de diez años pero sería muy extenso enumerarlos todos.

En esencia, debes mantener cada una de las piezas de tu automóvil en buenas condiciones. Pequeñas averías o restos de suciedad pueden acabar convirtiéndose en un problema serio.