Seleccionar página

Las cajas para mudanzas son un elemento indispensable de cualquier traslado. Ya sea para calcular el tamaño de la furgoneta de alquiler que vamos a necesitar o simplemente para asegurarnos de que nuestras cosas están bien empaquetadas hay que prestar atención tanto a las dimensiones de nuestras cajas como a sus resistencia. ¡Hora de organizar la carga de tu furgoneta antes de llegar a tu nueva casa!
Puede que ahora mismo te estés planteando qué tipo de caja es el más adecuado para una mudanza. La respuesta a esta cuestión es muy sencilla: usa cajas de cartón. Te sorprenderá lo resistentes que pueden llegar a ser y además no pesan tanto como otras de materiales más duros como el plástico, por ejemplo.
Tampoco hay que olvidar el hecho de que el cartón es muy barato y versátil. Se adapta fácilmente al tamaño que te haga falta y por otro lado puedes escoger entre diferentes grosores en función del contenido que pienses meter en tus cajas. No es lo mismo guardar las partes del mueble de tu salón que la vajilla de porcelana.
Por lo general, las cajas de cartón corrugado de doble espesor son las más populares para una mudanza. Pero por muy prácticos que resulten estos envases siempre es buena idea tomar medidas para reforzar su resistencia y que de este modo aguanten mejor el peso.
Antes incluso de empezar a meter las cosas en tu furgoneta has de pensar en sellar bien los laterales y el fondo de tus paquetes. En el equipo de Furauto no queremos que tus pertenencias acaben dispersas por el suelo o sufran daño alguno.
Hay tres opciones para cerrar las cajas para mudanzas. La primera de ellas es utilizar grapas, la segunda coger algo de cuerda y la tercera emplear cinta adhesiva. Desde aquí te recomendamos encarecidamente que te decidas por la última alternativa ya que es mucho más sencillo unir las tapas de una caja con alguna clase de pegamento que arriesgarse a tener un percance con la grapadora o a hacerse un lío con los metros de cuerda.
En nuestro artículo Empaqueta durante tu mudanza de un modo fácil y práctico ya hablamos de manera más extensa sobre cómo cargar y descargar tu vehículo durante un traslado. Sin embargo, nunca está de más hacer hincapié en la importancia de realizar las tareas de un modo ordenado y siguiendo un sistema.
Rotular todas y cada una de las cajas de cartón que tengas es muy importante. Así tendrás claro en todo momento dónde se ha puesto cada cosa y deshacer el equipaje, por así decirlo, será mucho más simple. ¡Ni te imaginas la cantidad de tiempo y energías que ahorrarás si rotulas cuidadosamente tus paquetes!
En resumen, las cajas para mudanzas de cartón son prácticas, ligeras, fuertes y manejables. Y por si todo esto no bastara se pueden reciclar cuándo ya no las necesites. ¡Una solución de embalaje rentable y eficaz que respeta el medio ambiente!